fbpx

Consumo nulo no significa ser anacoreta

por | Nov 28, 2018

Hoy vamos a hablar sobre las ideas preconcebidas de las viviendas de consumo nulo o viviendas positivas.

En primer lugar vamos a recordar, aunque ya lo hemos hablado muchas veces, las diferencias que existen:

Casa pasiva o passive house

Viviendas que necesitan un aporte energético muy pequeño y se ajustan a unos estándares de consumo y materiales. 

Casas bioclimáticas o de construcción ecológica 

Son viviendas que además de intentar un consumo energético sostenido se construyen con materiales ecológicos, libres de tóxicos o, incluso, con materiales naturales. 

Casas de consumo energético nulo

Son viviendas que no necesitan nada de aporte energético por su forma de diseñarse o su intervención técnica. Éstas pueden llegar a ser casas positivas cuando además producen energía sobrante a su consumo.

Casas ecológicas autosuficientes

Tras este pequeño inciso, muy resumido, seguramente se caiga en los siguientes tópicos que vamos a ir desmintiendo uno a uno. 

Tópico 1: Sólo se pueden conseguir en viviendas de nueva construcción. 

Es lógico pensar esto, pues es cierto que la elección del solar o la orientación en la parcela es muy importante. Porque la mayor parte de estas estrategias climáticas son fáciles de incluir si se diseña la vivienda desde el principio. 

Es cierto que es más complicado pero no es imposible. Evidentemente no se conseguirá un consumo nulo o positivo pero nos podemos acercar a ello bastante.

Así que si te estás planteando una nueva casa en el pueblo o construirte tu vivienda de ensueño, esto es posible. Pero también si vives en un piso en la ciudad.  

Tópico 2: sólo es posible si se vive en mitad del campo, lejos de una urbe. 

Siguiendo con la idea anterior nos encontramos muy a menudo con la idea de que las viviendas ecológicas o de consumo casi nulo sólo son posibles en un pueblecito remoto, en mitad del campo y lejos de cualquier civilización. 

Aunque este tipo de inquietudes climáticas trasladadas al hogar, en ocasiones van relacionadas a un estilo de vida, no necesariamente es obligatorio renunciar a la ciudad y vivir como un ermitaño en mitad de un bosque.

Nos repetimos, es posible tener respeto al medio ambiente (o intención de reducir facturas) aún viviendo en un bloque de pisos en mitad de una gran ciudad.

Tópico 3: son rústicas. 

Mucha gente, siguiendo la línea de la idea anterior, creen que es necesario que sean viviendas rústicas, de materiales naturales como barro o piedra. 

En esto hay parte de razón, las viviendas que se construyen desde cero con éstas estrategias, suelen utilizar materiales naturales del entorno, entre otras cosas porque están libres de tóxicos, químicos y suponen menor impacto medioambiental.

Pero podemos tener una vivienda con éstos criterios y éstas estrategias sin dejar de ser modernas o con estilos más depurados, más actuales.

Tópico 4: son caras. 

En este tema influyen muchos factores, los materiales, las dimensiones, la elección de los sistemas, etc. Y todos ellos afectan al presupuesto. 

La realidad es que la inversión en éste tipo de construcciones no supone un exceso en el presupuesto y, con independencia de los años en los que se termina de amortizar algunos sistemas, se consigue ahorrar mucho a lo largo del año como para merecer la pena, pues se deja de invertir en facturas y gastos fijos respecto a una vivienda convencional. 

Los ahorros en éste sentido van del orden del 70% hasta un 90% respecto a una vivienda convencional. 

Tópico 5: esto siempre lo hemos tenido en el pueblo. 

Muchas de éstas estrategias de bioconstrucción o de viviendas de consumo casi nulo surgen del estudio de la arquitectura vernácula del lugar. 

La idoneidad de estos proyectos tienen mucho que ver con el estudio del entorno, del clima y de las estrategias de la arquitectura local, pero no es cierto que se haya estado haciendo toda la vida ni que se haya conseguido un consumo energético próximo a cero. 

¿Quién no ha pasado unos días en una casita rural de piedra y madera, en un entorno rural, y se le han congelado hasta las ideas?

Penda diseña villas en altura con jardines verticales para Hyderabad,Cortesía de Penda

Finalmente, si has leído éste artículo es porque alguna inquietud tienes al respecto, así que si tienes dudas o quieres que hablemos sobre tu idea de vivienda, ponte en contacto con nosotros. En Carmen González Arquitectura y Diseño estamos encantados de ayudarte y de proporcionarte las mejores soluciones para convertir tu vivienda en lo más ecológica posible. 

imágenes: Pinterest

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

trece + dieciseis =