fbpx

¿Cuánto gastas en electricidad?

por | Feb 6, 2019

Según la OCU, nuestra factura de la luz se destina principalmente a la calefacción, en segundo lugar a los electrodomésticos, responsables de más del 50% del consumo de energía eléctrica en el hogar. Ser consciente del gasto de cada uno de ellos nos ayudará a tomar medidas eficientes para ahorrar en nuestros recibos.

Pero, ¿qué hacer para ahorrar en el uso de los electrodomésticos? Lo primero es saber cuánto consume cada uno de ellos y hacer un uso responsable y adecuado.

Es evidente que no todos los electrodomésticos consumen igual, que no es igual un lavavajillas que una televisión, pero tampoco son iguales todas las lavadoras por ejemplo. Todos sabemos que el consumo de los electrodomésticos varía en función del modelo y la marca.

Sin embargo, para saber cómo y cuánto consumen tenemos a nuestra disposición la etiqueta de eficiencia energética. La información que aparece en ella es esencial a la hora de comprar un nuevo electrodoméstico o para saber cuánto consume el nuestro.

Resultado de imagen de tabla de consumos energeticos del hogar

Si hablamos en kilovatios-hora, la Organización de Consumidores y Usuario (OCU), detalla que los electrodomésticos que más consumen son: el frigorífico con 662 kWh, el congelador con 563 kWh, la televisión con 263 kWh, la lavadora con 255 kWh, la secadora con 255 kWh y el lavavajillas con 246 kWh.

Estaréis pensando: «Muy bien, y ¿qué significan esos consumos en mi factura de electricidad?»

Resultado de imagen de electrodomesticos

  • Nevera

La nevera es uno de esos electrodomésticos que más consumen en un hogar, porque está conectada siempre, en constante uso, por muy eficiente energéticamente que sea.

Puede suponer entre el 10-30% de la energía de un hogar. De modo que es importante contar con una eficiente e intentar reducir el consumo permanente. 

Fíjate bien en la etiqueta de eficiencia energética cuando vayas a cambiar tu nevera.  Aunque el precio inicial es superior, la inversión se rentabiliza en poco tiempo al compensarse con el ahorro de luz a lo largo de la vida útil del aparato. Por ejemplo: un frigorífico clase A+++ puede consumir un 80% menos de energía que uno de clase D (aproximadamente). Esto supone, a lo largo de la vida útil del aparato, evitar la emisión a la atmósfera de en torno a una tonelada de CO2 y un ahorro de casi 1000 euros (se calcula que la vida útil de la nevera será de mas de 15 años con a diferencia de consumos de unos 50€).

  • Lavadora

En el caso de la lavadora hay que tener en cuenta varias cosas: las veces que la uses a la semana, la eficiencia, la duración de los ciclos y la temperatura del agua.

Se estima que cada vez que ponemos la lavadora (siempre la más eficiente) con agua fría consumimos unos 143 Wh, con el agua a 30º consumimos 365 Wh, con el agua a 40º consumimos 579Wh y a 50º consumimos 652 Wh. Es decir que lavando con agua fría ahorramos casi el 80% de energía comparado con poner un ciclo de agua caliente.

Para saber cuánto consume tu lavadora puedes consultar la etiqueta de eficiencia energética, el manual del fabricante o calcularlo tu mismo con un medidor de consumo, aunque de forma general, el consumo de una lavadora supone un 11,8% de la energía del hogar.

  • Secadora

Aunque no todos los hogares españoles disponen de una secadora, tiene un consumo bastante alto, unos 270Wh, prácticamente el doble de lo que consume la lavadora con agua fría. En este sentido, siempre que sea posible se recomienda usar la energía solar y el viento (el método tradicional de tender la ropa al aire) para evitar este consumo, que puede llegar a suponer el 1%.

  • Vitrocerámica

Como con la lavadora, es difícil determinar cuánto consume una vitrocerámica, porque siempre va a depender de su uso: ¿sueles encender todos los fuegos? ¿cocinas mucho o poco? y cuando la enciendes, ¿cocinas durante horas?…

La ficha técnica de tu vitro debe indicarte cuánto consume cada fuego o el rango de los mismos si tiene diferentes potencias.

Eso sí, sí que sabemos que la vitro convencional consume mucho más, un 45% más, que la de inducción. Además ésta es mucho más segura y más fácil de limpiar.

De forma general, una vitrocerámica supone el 7% del consumo energético en electricidad de la vivienda. Puedes aprovechar el calor residual de la vitro: apágala cinco minutos antes de finalizar la cocción y ahorrarás energía.

  • Horno eléctrico

Se calcula que el horno supone un 8,3% del gasto energético en electricidad del hogar, pero también depende de cuanto se use. 

Para optimizar el uso del horno es mantenerlo limpio de grasas, no abrirlo durante la cocción y apagarlo 5-10 minutos antes para aprovechar el calor residual. 

  • Lavavajillas

Se estima que consume un 6,1% de electricidad. Utilizar programas cortos o eco y a menor temperatura pueden suponer un ahorro de energía, así como cargarlo al máximo.

En este sentido, existen una serie de mitos sobre los lavavajillas que suponen un gasto extra de dinero y recursos. Solemos prelavar a mano los platos para “quitar la suciedad principal” sin ser conscientes de que ya existe esta opción en el lavavajillas y que es más eficiente. También hay que tener en cuenta que los programas cortos ahorran tiempo a costa de un mayor gasto de energía al aumentar la temperatura y la presión del agua.

Si además de escoger un programa adecuado para ahorrar en consumo, usas un jabón ecológico que suele ser mas económico (se debe al menor gasto de transporte y distribución por el embalaje y a que no tienen gastos de publicidad), te beneficias de que contienen una cantidad de detergente menor, que limitan los ingredientes peligrosos para el medio ambiente, por lo que no requieren temperaturas altas de lavado. Además, reducen al mínimo la producción de residuos disminuyendo la cantidad de envases primarios (muchos se venden a granel)

  • Microondas

Es el electrodoméstico a la cabeza de la eficiencia energética. Consume muy poco y se puede utilizar para cocinar y ahorrar a la vez en la factura de la luz. Hay muchas recetas que puedes hacer usando el microondas en lugar de usar la vitro o el horno.

La tecnología del microondas permite calentar directamente la comida sin utilizar o recalentar antes una superficie (como sucede cuando usas una cazuela), por lo que se aprovecha mucho más la energía. Por ejemplo, para calentar un litro de agua de 15º hasta 90º nos hacen falta solo 0,10 kWh. 

Gráfico que representa en tanto por ciento las proporciones del consumo energético en los hogares españoles.

¿Y en iluminación?

Como con muchos electrodomésticos, el consumo en euros siempre será proporcional a las horas de uso que des a tu iluminación y al precio que pagues por la luz, asi que establecer lo que esto supone en tu factura es difícil.

Desde luego la iluminación LED es la más eficiente, tanto que supone un ahorro del 88% con respecto a las bombillas incandescentes.

Las bombillas de bajo consumo siguen siendo una buena opción, que consiguen un ahorro del 80% con respecto a las incandescentes, pero ninguna de éstas son fáciles de encontrar y en parte es por éste motivo.

El consumo fantasma o standby

En el peor de los casos, y sin tener nada de cuidado, éste consumo puede representar en torno al 12% del total de la vivienda y es una lástima pagar por una energía a la que no le sacas ningún provecho, ¿no crees?

El televisor es otro de los aparatos que más consumen en nuestro hogar con más de un 12% de la energía. Y uno de los grandes culpables de este consumo es el Stand by. Este ‘consumo fantasma’ -sólo en la televisión- gasta tanta electricidad como un ordenador a pleno rendimiento.

Mira todo lo que consumen todos tus aparatos cuando los dejas con la lucecita roja encendida. Con un poco de cuidado conseguirás ahorrar un buen pellizco. Es tan fácil como apagar por completo todos aquellos aparatos que ya no vayas a utilizar. Con las regletas conseguirás eliminar el consumo fantasma con un solo clic.

Pincha aquí si quieres saber cuánto consume cada electrodoméstico del hogar y el consumo fantasma que puede tener.

En cualquier caso se puede ajustar la potencia eléctrica contratada a nuestro consumo y a los electrodomésticos que tenemos en casa para ayudarnos a ahorrar en la factura.

¿Sabes que puedes controlar el consumo eléctrico de tu casa? ¿y que puedes dejar de depender de compañías eléctricas? Nosotros te ayudamos, y empieza a ahorrar en tu factura.

Imágenes: Pinterest

0 comentarios

Enviar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

cuatro + dieciseis =